Escudo de la República de Colombia

No al Transmilenio por la Séptima, sí al tranvía

Publicado el Miércoles, 13 Septiembre 2017, en Noticias

La posibilidad de una troncal de Transmilenio por la Carrera Séptima ha generado polémica en el país por el arraigo de los bogotanos a esta tradicional vía, el impacto en el medioambiente y la transformación urbana. 

Render IDU - Transmilenio por la Séptima

 

El Transmilenio por la Carrera Séptima es un proyecto que se ha venido planteando hace 11 años como parte de una gran troncal que también incluía a la Carrera Décima y hacía parte de la Fase III de Transmilenio, en función de lo que se había previsto en el Plan de Ordenamiento Territorial (POT) de Bogotá.

Así lo señaló César Augusto Ruiz, profesor de la Facultad de Ingeniería de la Universidad Nacional de Colombia (U.N.), quién recordó que desde esta época se empezaron a hacer estudios de los cuales resultaron las primeras objeciones al proyecto: por un lado, el carácter histórico y patrimonial que tiene la Carrera Séptima y, por el otro, se evidenciaba que Transmilenio no garantizaba una transformación positiva o al menos una conservación del entorno urbano.

Ante estas críticas, se empezaron a plantear alternativas, que no necesariamente tuvieran que ver con el sistema de Bus Rapid Transit (BRT), como el tranvía, que actualmente sigue vigente.  Para el exgerente de Transmilenio, Sergio París, este modo de transporte es el más apropiado por su fácil adaptación al paisaje urbanístico y a la actividad diaria de la Carrera Séptima. “Es un proyecto en el que aún mantenemos total fe porque no solo es técnicamente viable sino porque también fue aceptado por la comunidad”, afirmó.

Diferente piensa la Administración Distrital, a quien el Concejo de Bogotá le aprobó en primer debate un aumento en el cupo de endeudamiento por 2,4 billones de pesos, para un total de $6,9 billones. De este incremento, $1.4 billones serán destinados a la Empresa de Transmilenio para la construcción del sistema por la Carrera Séptima. Según la Alcaldía Mayor, esta troncal contaría con 21 estaciones, que irían desde la Calle 32 a la 200.

Para el profesor Ruiz, lo claro es que se necesita mejorar la movilidad en este corredor vial con un transporte masivo que tenga mayor exclusividad, “porque actualmente los buses azules tienen que compartir la vía con el resto de vehículos que aún no han ingresado al Sistema Integrado de Transporte Público (SITP) y con el resto del tráfico, lo cual hace que se dificulte la operación”, dijo.

Insistió en que “el tranvía puede tener muchas más posibilidades porque no tiene emisiones de combustibles fósiles, el ruido es mucho menor y puede manejar un flujo de pasajeros que en un momento dado podría ser más amigable como potencial transformador del entorno urbano”.

Carrera Séptima Render IDU 2

La tradicional Carrera Séptima

El exgerente de Transmilenio, Sergio Paris, explicó que el arraigo de los bogotanos por la Carrera Séptima produce identidad con su ciudad, por lo que es importante conservar y no transformar este corredor vial. “Es fundamental recuperar la Séptima, nosotros no podemos repetir el modelo de Transmilenio de la troncal Caracas, que fue un deterioro y pérdida de valor inmenso, porque a lo largo de un sistema masivo hay una serie de factores sociales que hay que controlar”, como las ventas ambulantes, la seguridad, el fenómeno de los colados, el comercio alrededor de las estaciones, entre otros, señaló.

En este sentido, el profesor César Ruiz recordó que la Avenida Caracas traía un impacto negativo con el proyecto de troncal de buses tradicionales que se intentó desarrollar en los años 90 y que golpeó la capacidad del entorno. “Después de más de una década de operación de Transmilenio por esta vía, también se ha notado que la transformación positiva del entorno con el BRT no ha sido ciertamente la mejor”, agregó. 

Por lo anterior, los dos expertos en movilidad coincidieron en que proyectos de gran magnitud como este deben tener un aspecto importante de participación y legitimidad de la ciudadanía por su efecto social y económico en la comunidad.

“La capacidad positiva o negativa de transformación de los tipos de transporte urbano hace pensar que ya es obsoleto que los proyectos de transporte se piensen solo como iniciativas de movilidad y no como proyectos urbanos integrales, en lo social, lo económico, en la transformación urbana y la combinación con otros modos de transporte”, manifestó el ingeniero Ruiz.

Carrera Séptima Render IDU 3

 

Valorización

La valorización de los predios por donde pasará el Transmilenio es uno de los factores que los simpatizantes de esta troncal han destacado. Sin embargo, Sergio Paris recordó que en el caso de la troncal de la Caracas sucedió todo lo contrario: “Nadie quiere estar cerca porque lo que está más cerca pierde valor”. Esto mismo le sucedería a la Carrera Séptima, dijo el exgerente de Transmilemio, “porque la distancia entre los paramentos y la vía no existe”.

De la misma forma piensa el profesor César Ruiz, quien señaló que hay sectores donde Transmilenio ha sido “neutro”, es decir, no contribuye a la valorización de los predios, pero en otros lugares de las troncales se ha podido evidenciar una tendencia a la desvalorización. Por esto, “no es esperanzador pensar que Transmilenio pueda contribuir en una manera directa en la valorización de los predios”, aseguró.

En conclusión, los expertos le hicieron un llamado a la Administración Distrital a no seguir pensando en un solo modelo de transporte, sino apostarle a un proyecto integral de transformación urbana, más aún cuando se piensa endeudar a la ciudad.

  • Escrito por: Paola Medellín

    • Etiquetas: AGU
    • Visitas: 11483
    • Calificar:
      3.3/5 Rating (3 votos)